Si vienes sin mucho tiempo, permíteme que te recomiende:
Ni tanto y Autobiografías Son los que más me gustan.
Además hay una pequeña serie que me entretiene bastante: Relatos del General
Por último, te invito a seguir el juego, si quieres como un comentario, si quieres en otro lugar: Despertares
Varias personas me han comentado que sus preferidos son:
Ultimas voluntades y Personajes Históricos V que, por cierto, a medida que me alejo de éste último me va gustando más.
Y si has llegado hasta aquí buscando nanorrelatos sólo porque el nombre del blog es NANORRELATOS, te dejo aquí algunos reunidos: Nanorrelatos

lunes, 29 de noviembre de 2010

Desencuentros

Su relación era un infierno. 
Tanto que:
Él se sentó sobre el borde de la bañera. Se miró al espejo. Se auto compadeció una vez más. Puso el cañón en la sien. Disparó. La bala reventó ambos globos oculares y salió por la otra sien.
Tanto que:
Ella llegó a casa. Encontró a su marido caído dentro de la bañera, en un charco de sangre. Llamó a la policía. Esperó que se fueran. Limpió el baño. Salió de nuevo. Compró un marco. Lo puso alrededor del agujero que la bala hizo al incrustarse en la pared.

11 comentarios:

Torcuato dijo...

...y ganó el diablo...o la diablesa.
Me gustó.

Anita Dinamita dijo...

Guau, qué brutal, si que era un infierno, si... gran contraste entre lo gore del suicidio y la indiferencia de ella
Un abrazo

woody dijo...

Ummm, intuyo que el infierno era más para él que para ella, ¿no?
Saludos

Maite dijo...

Buen recurso esas frases entrecortadas, como fotogramas de un filme. Un abrazo.

Sibreve dijo...

Bueno, así como tengo claro quién gana (si es que gana alguien), y ahí de acuerdo con torcuato, lo que no tengo seguro es que el infierno fuera mayor para él que para ella. La reacción de ella es de no ser demasiado feliz tampoco, y de tener mucho que echar en cara, no te parece, Woody?.
Anita, ¿tú crees que es indiferencia?, ¿y lo otro me quedó tan gore?... no era mi intención. Glubs.
Maite, me alegro que te guste. Es algo que utilizo a veces como herramienta de narración. Me gusta hacerlo, da un ritmo bastante especial a cualquier relato.
Saludos para los cuatro.

budoson dijo...

Me ha encantado. Lo del marco en el agujero de bala me parece una imagen acojonantemente buena.

Sibreve dijo...

Gracias, Budoson.
Y mejor si el marco fuera de IKEA. :D:D:D
Saludos.

Juan Vásquez dijo...

Sí, concuerdo con los aplausos del público, muy bueno por las imagenes y por los dos tiempos de la historia. Muy bueno.

De nuevo. Hallale títulos buenos. Yo sé que es difícil, a mi se me hace casi imposible, pero son bien importantes las intitulaciones.

Sibreve dijo...

Gracias de nuevo, Juan... uff, lo de los títulos... tienes razón, lo sé, pero...

carlos de la parra dijo...

Impresionante, aprovecho el espacio para dejar consejo a quienes se dan por vencidos al grado del suicidio que es mejor alejarse de alguien así a la mayor distancia.
Conocí un amigo de Cincinnatti, Ohio,quien me contó que su esposa y él ya no cabían en la misma ciudad y sacó su ahorrito oculto que estuvo preparando para la ocasión, y compró un boleto de ida al próximo vuelo que saliese al rumbo que fuera.
Llegado a México D.F. hace más de treinta años pasó por los oficios de peluquero, modelo de comerciales y finalmente profesor de inglés.
Al tiempo encontró a una esposa con quien es feliz y construyó con sus manos una casa en una lejana costa.
Creo que éste destino resultó mejor que el suicidio.
Cuando la oportunidad no surge en alguna parte,surge en otra.

Sibreve dijo...

Si, carlos, el suicidio nunca es una salida válida, más que para finalizar algún relato.
Saludos.